Solicita un Demo

Para comenzar 2018 con el pie derecho, las áreas de Recursos Humanos en las empresas necesitan enfocar sus esfuerzos en un grupo específico y eficiente de cambios que potencien el desempeño, la productividad y beneficien el clima laboral.

 

 

A nivel mundial, especialistas apuestan por que el nuevo año traiga una mayor demanda de acciones e iniciativas que transparenten y hagan más eficiente la gestión de capital humano, y todos sus aspectos relacionados.

En paralelo, todo deberá ser facilitado por el uso de las tecnologías.

En este afán, tres fuertes tendencias marcarán la gestión de los Recursos Humanos este 2018:

Inclusión en el trabajo

La falta de inclusión, técnicas de reclutamiento discriminatorio y ausencia de políticas corporativas claras sobre diversidad en el lugar de trabajo ensombrecieron la práctica de los recursos humanos en 2017.

Ya no más. La diversidad llegará para instalarse a partir de este año y será todo un desafío para las áreas de selección. Estamos hablando de una reingeniería de políticas de reclutamiento, y la actualización de procesos.

Según explica la revista Forbes, se espera un mayor uso de Inteligencia Artificial para realizar reclutamiento y contratación a ciegas; el filtrado automático de curriculums en base a experiencia y capacidad, y no intereses creados o prejuicios, como seleccionar considerando el colegio y la universidad donde estudió el candidato, hasta el género o estatus marital de la candidata.

Se estima que esta tendencia motivará descripciones de cargos más efectivas y estandarizará procesos de entrevistas, incluyendo el valioso feedback de los candidatos. Es de esperar que se amplíe la formación de talent pools más allá de los canales de contacto y reclutamiento estándares, todo esto según sondeos con especialistas realizados por la revista Human Resources Today.

En tanto en Chile prestaremos atención a la implementación en la práctica de la nueva Ley de Inclusión laboral para personas con discapacidad, bajo la supervisión del Servicio Nacional de la Discapacidad (Senadis). 

Automatización productiva

Este año probará ser aún más desafiante para la transformación tecnológica de los negocios.

Ya no basta con implementar soluciones tecnológicas que digitalicen los procesos internos de la empresa; la aplicación o el software deberán también aumentar la productividad, explica el especialista Josh Bersin de Deloitte en Linkedin.

El uso de tecnologías que aumenten la eficiencia de los procesos de gestión de Recursos Humanos ayudará a las gerencias y áreas a encontrar futuros colaboradores, conectar e involucrar a su actual personal, e incluso a reemplazar potenciales desvinculaciones, añade la revista Forbes.

De acuerdo a estimaciones de la empresa de servicios Randstad, esta transformación digital 2.0 impulsará también la creación de nuevos empleos en las próximas décadas. A diferencia de la conformación laboral actual, estos futuros trabajos serán en su mayoría remotos.

Asimismo, la captación de nuevos colaboradores mediante una estrategia intensiva en Redes Sociales comenzará a dar sus primeros pasos formales en 2018, agrega Randstad. 

Educación continua

El uso de las tecnologías para mejorar la selección de nuevos colaboradores y la gestión del capital humano de la empresa, dará paso a un ambiente laboral compuesto por trabajadores idóneos y elegidos “con pinzas”.

Estos, a su vez, estarán más empoderados y tendrán mayores facilidades de negociación de programas de bienestar laboral. Se espera que la principal demanda de beneficios se concentre en oportunidades de educación continua; credenciales, certificados y cursos de actualizaciones de conocimientos y gestión de éstos, dice la revista Forbes.

De acuerdo a otros sondeos de la revista Human Resources Today, a medida que la búsqueda de capacidades y habilidades técnicas se estandariza con la ayuda de la tecnología, les será más fácil a las empresas enfocarse en el “factor X” que diferencia a un candidato de otro, compuesto por sus habilidades blandas.

Los empleadores podrán orientarán sus esfuerzos y recursos en generar una cultura del aprendizaje, para así capturar, retener, entrenar y ascender a actuales y futuros talentos durante todo su ciclo de vida. El ítem educación será un factor diferenciador desde la perspectiva de los candidatos.

 

Conclusión

Queda mucho 2018 por descubrir. Desde ya analistas y expertos apuestan porque éste será el año de la automatización productiva de las empresas.

El uso de las tecnologías en los procesos internos de negocios pasará a ser un aspecto obligatorio para la competitividad de sus productos y servicios.

Así, las áreas de Recursos Humanos deberán subirse rápido a esta tendencia si quieren formar parte de la historia de éxito de sus empresa.

 

Ve el webinar El aporte de la tecnología para Gestión de Personas

Topics: Clima

Suscríbete al Blog