El planeta está pasando por cambios estructurales enormes, y esto no ha dejado indiferente al mundo laboral. Nuevas tendencias como el trabajo remoto, la digitalización 360º y la responsabilidad social de las organizaciones son cada día más importantes para colaboradores y los líderes de las empresas ¿Cómo podemos enfrentar estos cambios? ¿Cuáles son las nuevas tendencias que trae la nueva normalidad? Hasta el momento, lo único que sabemos es que las gerencias de RR.HH. deben tomar el liderazgo frente a un cambio de paradigma que afecta principalmente a las personas.


De acuerdo al último estudio de Tendencias de Capital Humano 2020 de la consultora Deloitte, a partir de esta nueva década, la tecnología se hará mucho más presente en el trabajo de las personas. Esto no se refiere solo a la digitalización de procesos, algo que ya es parte de la industria, sino en cómo estas herramientas se incorporarán para facilitar el trabajo, disminuir la burocracia y aumentar la autonomía de las personas. Todo esto en un contexto de cambio a nivel mundial, tanto por los nuevos movimientos sociales, como por la crisis provocada por el COVID-19. 


Es por eso que organizamos el Webinar "Tendencias del Capital Humano 2020: Desafíos frente al nuevo paradigma laboral", en el que junto a Irene Schlechter, Gerente de Consultoría en Human Capital en Deloitte; María José Rioja, Gerente de Recursos Humanos en Falabella Inmobiliario; Óscar Gálvez, Gerente de Personas en Colmena Salud y Founder de HR Connect y Felipe Cuadra, CBDO y Co-founder de Rankmi, conversamos sobre cuáles serán las principales herramientas para enfrentar el escenario de la Nueva Normalidad. Si quieres acceder a la grabación íntegra del evento, haz click aquí.

New call-to-action

 

De acuerdo a Irene Schlechter, estas tendencias pueden dividirse en tres principales corrientes: el Propósito, el Potencial y la Perspectiva.

Propósito

Este eje hace referencia al sentido de pertenencia de las personas que forman parte de una organización. De acuerdo al estudio de Deloitte, el 79% de los encuestados cree que este es fundamental para el éxito de una empresa en los próximos 18 meses. Además, el 93% cree que esto impulsa el desempeño organizacional.

Sin embargo, el Engagement no es lo único que forma parte de este indicador: también está el Bienestar. En la encuesta, el 96% de los participantes dice que este es una responsabilidad organizacional, y el 79% indica que el bienestar no está incorporado en el trabajo. Esta dicotomía se hace particularmente importante en tiempos de pandemia, donde las empresas y los departamentos de Gestión de Personas deben velar más que nunca por asegurar la integridad física y mental de sus colaboradores.

Potencial:

Este punto es fundamental a la hora de hablar de talento y nuevas capacitaciones. Hay que reinventar las organizaciones y potenciarlas a través de la tecnología. De acuerdo al informe de Deloitte, el 17% los encuestados dice que están utilizando su presupuesto para potenciar el reskilling. Esto es una técnica de primera necesidad debido al recambio generacional en las empresas, y por la importancia de de traspasar el know-how en la organización.

Cabe destacar que el 75% de los encuestados dice que es necesario traspasar el conocimiento, pero de manera digital, para asegurar el éxito de una compañía. Esto no es solo documentar, sino hacer parte a los colaboradores. En esto entran iniciativas como los centros de aprendizaje online y el uso de nuevas herramientas digitales que mejoren la comunicación en tiempos de distanciamiento social.

Perspectiva:

La última corriente tiene que ver con cómo manejar las distintas generaciones entre las empresas. Como mencionamos antes, el futuro se acerca rápidamente y la tecnología se convertirá en una herramienta fundamental para superar esta brecha. Ponerse en esta situación, adelanta el trabajo de las empresas ante un escenario laboral que avanza con rapidez.

Por eso, en tiempo de cambios, es necesario generar nueva información que nos entregue datos relevantes sobre cómo actuar como empresa. De acuerdo al informe de Deloitte, solo el 11% de las empresas crean esta información en tiempo real. Esto es una deuda de las gerencias de Gestión de Personas, quienes podrían actuar de manera adecuada utilizando encuestas rápidas. Una cifra más lamentable aún, es que el 43% simplemente no recoge información.

Otra de los indicadores más importantes es que el 85% de los encuestados cree que el futuro plantea desafíos éticos, pero solo el 27% tiene protocolos para esto. 

Comentarios
0